All posts by : Psoe Ponferrada

Momento de la firma del acuerdo del convenio colectivo del Ayuntamiento de Ponferrada.

Más derechos e incentivos en el histórico nuevo acuerdo marco y el convenio colectivo para los trabajadores municipales firmado por Olegario Ramón y José Antonio Cartón

Ponferrada, 22 de junio de 2020.- El alcalde de Ponferrada, el socialista Olegario Ramón, junto al concejal de Personal, José Antonio Cartón, y los distintos representantes sindicales del personal municipal han firmado hoy en el salón de sesiones del Consistorio el acuerdo marco y el convenio colectivo de los trabajadores (funcionarios y personal laboral) del Ayuntamiento de Ponferrada para los próximos cuatro años, desde el 1 de julio de 2020 hasta el 30 de junio de 2024 y que viene a sustituir a otro firmado en el año 2012 y cuya vigencia había expirado.

El alcalde aseguró que “es un muy buen convenio colectivo y un muy buen acuerdo marco” y agradeció el intenso trabajo y la “disponibilidad para llegar a un acuerdo” tanto de los representantes sindicales, de Comisiones Obreras, de UGT y de CSIF, y del propio concejal José Antonio Cartón.

Entre otras novedades, el nuevo convenio y el nuevo acuerdo contemplan un seguro de vida y de incapacidad para los trabajadores, así como una partida para gasto social, y una partida específica para formación.

El regidor ponferradino hizo hincapié en que el convenio y el acuerdo firmados hoy son una primera etapa, que continuará con la negociación de la Relación de Puestos de Trabajo, RPT, una obligación de la administración municipal que ha venido siendo reiteradamente incumplida, pero que es fundamental, por tratarse de “un instrumento que da garantía a los propios funcionarios y tenemos que hacerlo para tratar de poner la normalidad en la organización administrativa de esta institución, que es algo absolutamente necesario”.

Ponferrada recupera varios servicios de trenes suspendidos por el Estado de Alarma

Las gestiones realizadas por los socialistas Olegario Ramón, alcalde de Ponferrada, y el diputado Javier Alfonso Cendón permiten retomar algunos de los servicios

Tras las gestiones llevadas a cabo por el alcalde de Ponferrada, Olegario Ramón, y por el diputado nacional Javier Alfonso Cendón, para intentar recuperar la normalización ferroviaria en la estación de Ponferrada, a raíz de la supresión de algunos servicios como consecuencia del Estado de Alarma, el representante institucional de RENFE en Castilla y León, Teodomiro González, ha comunicado esta misma mañana al alcalde que a partir de ahora la estación de Ponferrada recupera dos trenes: el primero de ellos es la conexión ferroviaria con el AVE que sale de León a viernes a las 05:15 horas y su llegada se producirá a las 06:55 horas, para poder enlazar con el AVE que parte de León a las 07:10 horas y llega a Madrid Chamartín a las 09:07 horas.

Para completar este horario se ha establecido otro servicio ferroviario que estará operativo los sábados y los domingos, con salida de Ponferrada a las 06:45 horas, llegada a León a las 08:28 horas y continuidad con el AVE a Madrid, con salida de León a las 08:40 horas y llegada a Madrid Chamartín a las 10:37 horas.

Finalmente, RENFE ha establecido un servicio diario de AVE que parte de Madrid Chamartín a las 20:25 horas, con llegada a León a las 22:21 horas y que permite enlazar con el tren que salde de León a las 22:35 horas y llega a Ponferrada a las 00:33 horas.

Ponferrada, modelo de unidad y compromiso

Ponferrada, modelo de unidad y compromiso

El lunes 1 de junio Ponferrada, junto al resto de municipios del Bierzo y Laciana, entró en la llamada Fase 2 del proceso de desescalada, siendo la única gran ciudad y el único territorio de toda Castilla y León en acceder a esta fase. Por esa razón, durante toda esta semana Ponferrada va a estar en el punto de mira o en el foco de atención informativa de la provincia de León y de la Comunidad Autónoma.

Ponferrada ha estado muchas veces en el foco de la noticia, pero generalmente ha sido por cuestiones negativas relacionadas habitualmente con conflictos laborales y crisis económicas.

Por una vez, y espero que sirva de precedente, Ponferrada es un escaparate en el que otras grandes ciudades se fijan para emprender, dentro de solo unos días, un proceso similar.

La puesta en marcha de forma ejemplar de la Fase 1 y su correcto desarrollo, capital para dar paso a la fase siguiente ha sido un trabajo muy duro en el que todos han puesto un gran empeño. Ponferrada no ha defraudado en este aspecto y ahora no puede permitirse el lujo de defraudar y mucho menos a nosotros mismos, a las mujeres, los hombres y los niños ponferradinos. Debemos dar un buen ejemplo y creo que lo estamos consiguiendo a base de trabajo, planificación y compromiso por parte de todos, absolutamente de todos: desde el personal sanitario a los profesionales de la hostelería y el comercio, pasando por los funcionarios y los empleados públicos, organizaciones no gubernamentales y los ciudadanos en general, ciudadanos a los que me veo en la obligación de pedir, de rogar si fuera necesario, que sigan manteniendo ese plus de responsabilidad individual para mantener las medidas de seguridad, prevención y distancia social absolutamente necesarias para que un rebrote del virus no ponga en peligro todo lo que hemos logrado hasta ahora y que tanto esfuerzo y sacrificio nos ha costado a todos.

No es este el lugar ni el momento de enumerar agradecimientos, porque me faltaría espacio, pero he de decir que todos han mostrado un alto grado de implicación para que el desenvolvimiento de la vida cotidiana de Ponferrada en la Fase 1 y la subsiguiente entrada en la Fase 2 sean un éxito y un ejemplo a seguir.

Tengo que hacer también una mención al ambiente político municipal, pues en este punto los representantes públicos ponferradinos han sido capaces de eludir los enfrentamientos estériles para no enrarecer la situación y para no exacerbar los sentimientos y los comportamientos más irracionales y exaltados, pues solo un clima de convivencia y unidad puede ayudarnos a salir airosos de esta situación tan dramática. En este sentido, la aprobación, en el Pleno del pasado viernes 29 de mayo, por una amplia mayoría y sin ningún voto en contra, del Plan de Reactivación Económica será fundamental a la hora de marcar una línea de compromiso de todos con Ponferrada y sus habitantes.

Creo sinceramente que acciones como la ordenación de las terrazas municipales, la organización de los mercados semanales o las peatonalizaciones reversibles de calles durante el fin de semana, han sido un éxito por un doble motivo: porque se han desarrollado de forma pacífica y generalmente aceptada y porque han demostrado a la ciudadanía que existe una cierta idea de ciudad y de municipio y alguien que se esfuerza por planificar las cosas con buena voluntad y cierto sentido. Seguramente que habrá errores, absurdo sería no reconocerlo, pero en un clima de diálogo, de convivencia y de lealtad estos errores nos servirán para aprender y, también, para potenciar los aciertos que hemos tenido y no para propiciar la confrontación, como lamentablemente estamos viendo en otros escenarios políticos.

Estamos asistiendo a una catástrofe mundial que nos va a traer una devastación de proporciones incalculables y nadie, por mucho que presuma de lo contrario, nadie estaba preparado para esto. Cuando llegué a la Alcaldía de Ponferrada, hace ahora un año, aunque parece ya un siglo, nadie me dijo que en pocos meses tendría que lidiar con una pandemia de proporciones bíblicas y que por lo pronto en nuestra comarca ya ha acabado con la vida de casi un centenar de personas y minado la salud de varios millares de nuestros compatriotas.

Es una desolación, pero no hay alternativa, pues la confrontación, el reproche desaforado y la crítica destructiva seguro que solo conseguirán añadir más desolación, porque la historia de España ha tenido frecuentes ejemplos de ello, algunos relativamente cercanos y con heridas aún sangrantes.

Siempre apelé a la lealtad entre instituciones. Es lo menos que podemos ofrecer a aquellos que nos han elegido para que los representemos. Por ello siempre he ofrecido y reclamado diálogo a la Junta de Castilla y León, a la Diputación Provincial, al Gobierno Central y también a los grupos políticos con representación en el Ayuntamiento y a los grupos y asociaciones con presencia en el Municipio. No pretendo convencer a nadie con mis argumentos, sino tan sólo una oportunidad para dialogar, porque dialogar implica escuchar y de algún modo empatizar, ponerse en el lugar del otro.

Viene toda esta reflexión a cuento de que bien es verdad que Ponferrada va a estar durante unos días en el foco o en el punto de mira de la noticia, pero aún nos queda un largo y tortuoso recorrido y si no continuamos por la senda del trabajo conjunto, de la planificación, de la lealtad y del compromiso de todos no habremos conseguido nada. Pero si conseguimos trabajar bajo esas premisas Ponferrada seguirá siendo por mucho tiempo un ejemplo a nivel provincial, autonómico y hasta nacional y hará que nos sintamos orgullosos, no de Ponferrada, que siempre lo hemos estado, sino orgullosos de nosotros mismos.

Olegario Ramón Fernández, Alcalde de Ponferrada

Rueda de prensa telemática de Olegario Ramón, alcalde de Ponferrada

Olegario Ramón presenta un Plan de Reactivación Social y Económica de más de 2,2 millones de euros para Ponferrada

El alcalde del Ayuntamiento de Ponferrada, el socialista Olegario Ramón, ha presentado hoy en la primera rueda de prensa por videoconferencia celebrada en el Consistorio un amplio Plan de Protección Social y Reactivación Económica para el municipio ponferradino. Este plan será llevado a votación en los próximos días y el regidor espera obtener el respaldo unánime de todos los grupos políticos.

Descarga el Plan de Protección Social y Reactivación Económica

Vídeo de valoración de Olegario Ramón

Secretario general del Psoe Ponferrada (León)

El sector público, una vez más, al rescate

Carta del secretario general del PSOE en Ponferrada, Olegario Ramón

El confinamiento en mi habitación alcanza ya los veinte días. Ciertamente he podido verificar, para mi sorpresa, que se pueden hacer muchas cosas sin salir de unos pocos metros cuadrados, y también que la privación de libertad es un castigo generalizado en los sistemas penales de todo el mundo por algo. Ahora que la temida curva parece que empieza a estabilizarse, si bien todavía quedan unas semanas de lucha disciplinada frente al COVID 19 y varios meses para la vuelta a la normalidad, si alguna vez vuelve eso que denominamos normalidad, no es momento de ajustar cuentas con nadie pero sí me sorprende el cambio de opinión de los que habitualmente piensan que el mercado siempre consigue un equilibrio per se, sin necesidad de intervención alguna del Estado en los mecanismos intestinos de funcionamiento del mismo.

Ya en 2008 líderes mundiales rendidos al liberalismo más ortodoxo cambiaron su discurso e insistieron y actuaron en esa línea, en la necesidad de la intervención del Estado de manera activa y protagonista para salir de aquella situación de caos económico mundial. Superados los aprietos más acuciantes de aquella crisis, esos líderes volvieron a su pétreo liberalismo casi sin agradecer al Estado, a lo público, a lo común, el enorme esfuerzo realizado para salir de aquel atolladero.

La crisis sanitaria del COVID 19 nos ha puesto otra vez en una tesitura similar, salvando las distancias. El sistema sanitario público ha salido al rescate de todos nosotros con un sobreesfuerzo sin precedentes. Un sistema que, con carácter general, en los últimos años ha perdido músculo mientras se bendecían nuevas fórmulas de gestión sanitaria: fundaciones, sociedades mixtas o impulso directo de la sanidad privada, que sin duda debilitaron nuestra fortaleza sanitaria pública. La red de nuevos hospitales de la Comunidad de Madrid o el Hospital de Burgos pueden ser ejemplos paladinos pero hay otros muchos por casi todo el territorio nacional.

Otro tanto se puede decir de nuestro sistema público de cobertura de necesidades sociales. Hasta hace nada se escatimaban fondos para financiar nuestro sistema de cobertura a las personas dependientes y ahora mismo, a consecuencia de los efectos de la pandemia, todos los sectores le piden al Estado y al resto de administraciones ayudas para salir de esta situación casi sin precedentes. Se vuelven a poner en valor los pilares públicos del Estado para hacer frente a una situación de necesidad generalizada. No pocas administraciones han pasado de practicarle al sector público una estricta terapia de adelgazamiento a exigirle que haga frente a una panoplia de necesidades sobrevenidas.

Se suele decir, no sin razón, que la historia es cíclica y que el ser humano es el único animal que tropieza dos veces con la misma piedra. Confiando en que, por una vez, esto no sea así, creo que si algo ha de traer esta crisis es la nula tolerancia hacia cualquier tipo de ataque al sistema sanitario público, la contestación abierta, contundente, feroz hacia cualquier intento de desmembramiento de un sistema sanitario público de calidad, universal y gratuito. El sistema sanitario y el sector público en su conjunto saldrán heridos por su sobreesfuerzo en esta batalla. Por eso se ha de compensar ese déficit y se ha de actuar bajo la juiciosa hipótesis de que este tipo de pandemias, que creíamos que no podían afectar a la vieja Europa ni al mundo desarrollado, podrán repetirse cada cierto tiempo en el futuro. La sociedad no toleraría que una nueva pandemia nos pillara desprevenidos.

Y no quiero caer en la necedad de centrar el debate de la gestión de una crisis sanitaria gigantesca en la altura a la que han de ondear las banderas o en si los medios de comunicación están presentando esta pandemia como una catarata de buenas noticias. Ahí ya no entro ni quiero entrar. En ese terreno de la farándula política hace tiempo que ya me he rendido ante lo obvio, ante lo miserablemente obvio.

El portavoz del PP, Marco Morala, actúa con irresponsabilidad y deslealtad al acusar con falsedades al equipo de gobierno de pasividad ante el coronavirus

Ponferrada, 7 de marzo de 2020.- El portavoz del Partido Popular en el Ayuntamiento de Ponferrada, Marco Morala, está protagonizando un inexplicable episodio de deslealtad política con las ponferradinas y los ponferradinos, dedicándose a lanzar graves sospechas y falsedades sobre la actuación de los responsables del Gobierno municipal respecto a la enfermedad infecciosa denominada coronavirus. Sospechas y falsedades que no hacen sino propagar el alarmismo e incitar al miedo y al pánico con mayor rapidez de la que se expande la enfermedad.

Los hombres, mujeres y niñas y niños de Ponferrada no se merecen un representante político que basa su actuación en la desinformación y en intentar desinformar a la ciudadanía para lograr réditos políticos. Utilizar la salud de los ciudadanos para obtener algún tipo de ventaja política es una conducta reprobable, que se califica por sí misma. El señor Morala, sin haber mostrado ningún tipo de preocupación previa sobre las medidas que se han adoptado, acusa a este equipo de Gobierno de actuar con “falta de prevención y transparencia” y exige mayor “celeridad en la respuesta de la que ha demostrado”. Además, con una falta de ética total, asegura que se ha “tomado demasiado tiempo para no responder con un auténtico protocolo, sino con información parcial”.

El portavoz Morala oculta que, nada más tener conocimiento del único caso de coronavirus que se ha registrado en Ponferrada, el alcalde, Olegario Ramón, se puso en contacto con responsables del Hospital del Bierzo, quienes le transmitieron toda la información al respecto, pidiendo a los representantes públicos un ejercicio de calma y de serenidad, instando a la aplicación de los protocolos y medidas recomendadas.

El PP, por boca de su representante en Ponferrada, demuestra una vez más un alto grado de irresponsabilidad y de temeridad en su acción de oposición, pero en este caso actúa, además, con una agravante cualificada: intentar aprovechar una situación de alerta sanitaria mundial para obtener réditos políticos. Nunca en este Municipio se había visto algo parecido en el ejercicio de la acción política, pues lo que requieren las ponferradinas y los ponferradinos es que sus representantes públicos se mantengan serenos y unidos en momentos como éste, y no que se dediquen a propagar la desconfianza en el sistema de toma de decisiones y en el sistema público de salud que, por otro lado, en Castilla y León está gestionado, y todo parece indicar que con algún acierto, por el propio partido del portavoz Marco Morala y sus aliados. Por otro lado, el señor Morala debiera saber que una de las pocas medidas recomendadas por la Junta de Castilla y León, gobernada por su partido, para la protección de la población es que no falte jabón en los colegios.

La situación provocada por el coronavirus es difícil y compleja, pero sólo se puede encarar y combatir con serenidad y con unidad de todos los agentes sociales, políticos y hasta económicos, y no mediante la difusión de pseudoinformaciones y noticias falsas, como  de forma triste, lamentable, pero sobre todo preocupante, hace el representante del PP, quien olvida que el día 2 de marzo, un día después de conocerse el primer caso de coronavirus en la provincia, el concejal de Seguridad Ciudadana, José Antonio Cartón, solicitó a los Jefes de Servicio correspondientes el protocolo de actuación para implementar las medidas de prevención y protección frente a un eventual contagio por coronavirus, informó a todo el personal municipal y ordenó la compra del material necesario para protección de todo el personal municipal, poniendo dicho material (geles desinfectantes y mascarillas) a disposición de los trabajadores, siguiendo escrupulosamente las recomendaciones de las autoridades sanitarias, tanto de la Comunidad autónoma, como del Estado español, como de la Organización Mundial de la Salud.

Por tal motivo, la actuación política del portavoz del PP lo desacredita como representante público, pues demuestra que la infección por coronavirus le interesa menos que lanzar acusaciones infundadas contra quienes han sido elegidos para gestionar el Municipio también en situaciones de emergencia. En política no vale todo señor Morala. Usted ha perdido el rumbo, si es que alguna vez lo ha tenido.

El alcalde de Ponferrada, el socialista Olegario Ramón, en un Pleno celebrado en el Ayuntamiento ponferradino.

El juez rechaza que el Ayuntamiento vulnerara derechos fundamentales al privar a la oposición de personal eventual

Ponferrada, 4 de marzo de 2020.- El Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 1 de León ha sentenciado que el Ayuntamiento de Ponferrada no vulneró ningún derecho fundamental de los grupos políticos de la oposición municipal al no dotar a éstos de personal eventual, tras desestimar el recurso interpuesto por los grupos PP, Ciudadanos, USE y PRB contra el acuerdo adoptado por el Pleno de la Corporación Municipal de Ponferrada, en sesión celebrada el día 28 de junio de 2019, y relativo al punto sexto del orden del día, “Designación del número, denominación y retribuciones del personal eventual para el mandato 2019-2023”.

          Los recurrentes, que interpusieron recurso contencioso-administrativo, por el Procedimiento Especial para la Protección de los Derechos Fundamentales, contra el mencionado acuerdo por considerar que vulneraba “los derechos fundamentales contemplados en los artículo 23 y 14 de la Constitución, relativos a la participación en los asuntos públicos y el acceso a las funciones y cargos públicos en condiciones de igualdad” han visto rechazada su pretensión por parte del órgano judicial, que sentencia que “la adscripción de un determinado personal a estos grupos, y más a cada uno de ellos, no parece determinar, ni condicionar, el ejercicio del contenido esencial del derecho, en cuanto que le impida la información; labores de control; participación, en comisiones y plenos; y votación” y, amparándose en el Reglamento de Organización, Funcionamiento y Régimen Jurídico de las Entidades Locales, ROF,precisa que “El precepto reglamentario no obliga a los Ayuntamientos a proporcionar a cada Grupo Político un secretario administrativo ni, por tanto, a pagar una subvención para el mantenimiento de este cargo”.

          La resolución hace especialmente hincapié en que el Ayuntamiento de Ponferrada no vulneró en ningún caso el principio de igualdad recogido en el artículo 14 de la Constitución, al señalar que el acuerdo impugnado entra dentro de las competencias asignadas a la administración municipal por la Ley Reguladora de las Bases de Régimen Local, que en su artículo 90 establece: “Corresponde a cada corporación local aprobar anualmente, a través del Presupuesto, la plantilla, que deberá comprender todos los puestos de trabajo reservados a funcionarios, personal laboral y eventual”, y en ese sentido aclara que “El número, características y retribuciones del personal eventual será determinado por el Pleno de cada Corporación, al comienzo de su mandato”.

          En la misma línea, el juez señala que el personal eventual que reclaman en su demanda los concejales de los grupos políticos de la oposición  municipal no es en modo alguno equiparable al personal eventual asignado a los grupos políticos que forman parte del equipo de gobierno del Ayuntamiento, y que la igualdad que reclaman esos concejales es una igualdad “contra legem” (contra la ley) y que la asignación que se realiza a los grupos municipales integrados en el equipo de gobierno municipal “hay que entenderla en cuanto sus miembros forman parte del órgano de gobierno del Ayuntamiento”, algo que es plenamente conforme a la legislación aplicable al caso.

          La sentencia, en cualquier caso, es susceptible de recurso de apelación ante la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León, con sede en Valladolid, que se podrá interponer en el plazo de 15 días ante el mismo Juzgado sentenciador.

Debate sobre Políticas de Igualdad con Micaela Navarro en Ponferrada

La senadora, presidenta del PSOE de Andalucía y gran defensora de los derechos de la mujer, Micaela Navarro, ha visitado Ponferrada para participar en un debate sobre Políticas de Igualdad celebrado en el Hotel Ponferrada Plaza.

En el debate han participado el secretario general de la Agrupación del PSOE de Ponferrada y alcalde de la ciudad, Olegario Ramón, y la senadora socialista Carmen Morán.

Micaela Navarro explicó: “Soy feminista porque no me gusta excluir a nadie, no queremos un mundo sólo de mujeres. Ser feminista es querer que una mujer tenga los mismos derechos sin tener que quitárselos a nadie para dárselos a ellas”

Además, añadió que apostar por el Bienestar de Ponferrada es apostar por la igualdad. Y quiso agradecer al alcalde, Olegario Ramón, por abrir espacios para escuchar a las mujeres y retomar la apuesta por la participación activa de la mujer

El debate, que contó con una nutrida asistencia de público, fue altamente participativo y se cerró con la actuación de la cantautora Esther López Lanzón.

Ramón pide a Mañueco un compromiso real con Ponferrada y El Bierzo para superar el descontento con la administración autonómica

El Alcalde de Ponferrada asegura que la reunión mantenida con el presidente de la Junta de Castilla y León,  Alfonso Fernández Mañueco, ha estado marcada por el respeto institucional y por la manifiesta voluntad de trabajar conjuntamente por el futuro de Ponferrada y El Bierzo

Ponferrada, 14 de febrero de 2020.- El mensaje claro que el alcalde de Ponferrada, Olegario Ramón, le ha trasladado al presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, ha sido que esta reunión no puede quedarse en un mero ejercicio protocolario y que de la misma han de surgir actuaciones concretas en Ponferrada y en El Bierzo que ayuden a superar la difícil época que vivimos.

            En la reunión, a la que también asistieron, por parte de la Junta, el consejero de Fomento, Juan Carlos Suárez Quiñones, y el delegado de la Junta en León, Juan Martínez Majo, y, por parte del Ayuntamiento, la concejala de Hacienda y primera teniente de alcalde, Mabel Fernández, y la concejala de Cultura y segunda teniente de alcalde, Concepción de Vega, se han abordado diversos temas de gran calado para el Municipio y para El Bierzo, entre los que destacan las necesidades sanitarias en la Comarca (respecto al Hospital, el presidente comprometió que la unidad de Radioterapia estará finalizada en esta Legislatura; en los Centros de Salud y en los Consultorios Rurales). Respecto al Centro de Salud Ponferrada II, el compromiso presidencia es que se trasladará al espacio reservado en el solar del viejo Carrefour para Centro Multifuncional. El Alcalde ha manifestado que la Junta dispondrá del solar, actualmente de titularidad municipal, en el momento en que lo necesite, si bien se ha de firmar previamente el Convenio en el que se está trabajando y que recogerá las obligaciones de cada parte.

            En la reunión también se abordaron asuntos relacionados con las infraestructuras, tales como la continuación de las actuaciones en la calle Camino de Santiago y Gómez Núñez, actuaciones en el Polígono de La Llanada, Planes Especiales del Camino de Santiago y Los Barrios, Cylog, telecomunicaciones y comunicaciones terrestres en el medio rural, Proyecto Genadii o la ampliación del Centro de Alzheimer.

            El consejero de Fomento, Juan Carlos Suárez Quiñones, por su parte, se ha comprometido a efectuar una visita relativamente próxima para abordar con mayor detalle algunos de los temas planteados (actuaciones en La Llanada, en el eje comercial Gómez Núñez-Camino de Santiago, telecomunicaciones en el Medio Rural y Proyecto Genadii principalmente ).

            El alcalde también planteó la posibilidad de que la Junta retome el proyectado Edificio de Usos Múltiples, que estaba previsto construir en La Rosaleda. Dicho proyecto había sido ya adjudicado en su día, pero finalmente no llegó a construirse. En el mismo tenían reservado espacio la Junta, el Consejo Comarcal y el propio Ayuntamiento de Ponferrada. De no retomarse el proyecto, por parte del Ayuntamiento se procederá a la reversión del solar al patrimonio municipal.

            Por otro lado, el alcalde le manifestó al presidente Mañueco que no comparte la idoneidad de proponer en este momento la creación de una nueva Comunidad Autónoma, pero entiende que esa idea se ve alimentada por la situación difícil que vive nuestra provincia en general y, particularmente, El Bierzo, por lo que le pidió una implicación adicional con este territorio.

            Finalmente, Olegario Ramón le ha entregado al presidente de la Junta un amplio dosier sobre los temas que han tratado, así como otros asuntos de gran interés que, por la agenda del señor mañueco, no ha sido posible tratar en la reunión de hoy.

Respuesta a las declaraciones del rector de la ULE sobre la residencia de estudiantes de Ponferrada


Ponferrada 13 de febrero de 2020.- El relación con las declaraciones efectuadas por el rector de la Universidad de León, Juan Francisco Marín, en las que mostraba su contrariedad por el hecho de que la residencia de estudiantes que había de ubicarse en el edificio de la Escuela Hogar no podrá habilitarse en este curso, el Ayuntamiento de Ponferrada debe hacer las siguientes precisiones:

– El actual equipo de gobierno apoya sin fisuras que haya una residencia de estudiantes en la ciudad de Ponferrada.

– En estos momentos sobre el citado edificio de la Escuela Hogar pesa una afección para uso educativo y, en tal sentido, cualquier decisión sobre otro uso del mismo requeriría en todo caso que previamente la Junta de Castilla y León decidiera la no continuación de dicho uso educativo en el mencionado centro.

– Con fecha 7 de mayo de 2019 el Ayuntamiento de Ponferrada recibió un oficio del consejero de Educación de la Junta de Castilla y León, Fernando Rey, manifestando que procedería a la “desocupación gradual a lo largo del curso 2019-2020” del edificio de la Escuela Hogar.

– Es claro que no es al Ayuntamiento de Ponferrada al que le corresponde mover ficha, toda vez que sin la previa desafectación del edificio de la Escuela Hogar, que le compete a la Junta de Castilla y León, esta administración no puede adoptar ningún compromiso respecto al uso futuro que se le vaya a dar a esas instalaciones.

– En ese sentido consideramos que fue muy aventurada la adopción de un compromiso de colaboración por parte del anterior equipo de gobierno con el consejero de Educación Fernando Rey y con el propio rector Juan Francisco Marín para ubicar la residencia de estudiantes en el edificio de la Escuela Hogar, puesto que en el momento de la adopción de aquel acuerdo el Ayuntamiento de Ponferrada no disponía, ni aún dispone a fecha de hoy, de ese edificio.

– La Universidad de León puede conocer, sin duda de una manera muy fácil, los planes que la Junta de Castilla y León tiene respecto al futuro del edificio que acoge la Escuela Hogar.

– De todo lo anterior fue informado el rector Juan Francisco Marín en la reunión del pasado 3 diciembre de 2019 en la Alcaldía de Ponferrada, entre el rector, el vicerrector del campus del Bierzo, José Ramón Rodríguez, con el alcalde y la concejala de Cultura, Concepción de Vega. En esa misma reunión el rector manifestó su intención de recabar mayor información al respecto de la Junta de Castilla y León.

– Posteriormente, en la grata reunión mantenida en Léon por el alcalde de Ponferrada, Olegario Ramón, con el director provincial de Educación, Jesús Víctor Díez Peña, el pasado 18 de diciembre de 2020, el alcalde fue informado por Díez Peña de que la Junta en ningún caso iba a proceder a desocupar el edificio de la Escuela Hogar sin antes tener una ubicación alternativa y digna para los estudiantes y el equipo docente y auxiliar de la misma.

– A tenor de todas estas consideraciones, si la Universidad de León pretende la rápida construcción de dicha residencia universitaria, no parece descabellada la búsqueda de una ubicación alternativa, que nos atrevemos a sugerir que sea en las proximidades del campus universitario o en el propio campus.

– El Ayuntamiento de Ponferrada manifiesta que es una buena idea que Ponferrada tenga una Residencia Universitaria de Estudiantes, y el actual equipo de gobierno está dispuesto a trabajar lealmente dentro de su ámbito competencial para que dicha residencia sea una realidad lo antes posible.